Sabatina y Presentación de Niños

Durante todo el año, cada sábado, se celebra solemne sabatina con el canto de la salve, en el trascurso de la cual, todos los bautizados, recién casados, o personas devotas, que se acerquen a sus plantas son consagrados bajo la intercesión de Santa María de la Victoria.