La Patrona de Málaga en una Basílica en Roma

El 23 de julio de este año marca un hito en la historia de la devoción a Santa María de la Victoria. En la Basílica romana de “Sant’Andrea delle Fratte”, iglesia confiada a la Orden de los Mínimos desde el siglo XVI, ha sido bendecida y entronizada la imagen de la Patrona de la Diócesis y de la Ciudad de Málaga.

Dicha Basílica Menor, conocida también como “Santuario de la Virgen del Milagro”, está situada en el centro de Roma, a escasos metros de la Plaza de España, donde se encuentra la Embajada de España ante la Santa Sede. Esta iglesia, además de su riqueza artística, entre las cuales destacan los ángeles de Gianlorenzo Bernini, cuenta en su historia con un gran evento milagroso, reconocido por la Iglesia Católica, que tuvo lugar el 20 de enero de 1842.

Alfonso María Ratisbonne, abogado francés de origen judío, mientras visitaba ese día esta iglesia, se le apareció una Señora, similar a la imagen de la Virgen de la Medalla Milagrosa, la cual le indicaba que debía arrodillarse. Fruto de esta aparición fue la conversión al catolicismo del que, tras su ordenación sacerdotal, será un gran apóstol de la devoción a Madre de Dios.

Dicho Santuario ha sido también lugar de peregrinación de numerosos santos, tales como, san Juan Bosco, san Juan Enrique Newman, san Pablo de la Cruz, santa Josefina Vannini, santa Teresa del Niño Jesús, santa Teresa de Calcuta, san Juan Pablo II o san Maximiliano María Kolbe, el cual celebró en la capilla de la aparición su primera Misa. Además, el 8 de diciembre de 2017, tras el acto de veneración a la Inmaculada en la Plaza de España, recibió la visita del papa Francisco.

El rito de bendición del lienzo, obra realizada por Raúl Berzosa Fernández el pasado año, ha sido presidido por S.E. Monseñor Jesús Catalá Ibáñez, Obispo de Málaga, el cual se encontraba en la Ciudad Eterna con motivo de la Ordenación Episcopal de Monseñor Fortunato Frezza, Arzobispo titular de Treba, que será creado Cardenal por el Sumo Pontífice el día 27 de agosto en la Basílica Vaticana.

Han acompañado al Obispo Malacitano, don Antonio Jesús Coronado Morón, vicario general de la diócesis, don Juan Manuel Ortiz Palomo, rector del seminario diocesano, y don Salvador Aguilera López, presbítero rondeño y oficial en la Santa Sede, que este año predicará la novena de nuestra Titular. Igualmente, se han trasladado desde Málaga para asistir a dicho Rito, el Hermano mayor de esta Real Hermandad, don Miguel Orellana Ramos, y su esposa.

Por parte de la Orden de los Mínimos, tan vinculada históricamente a esta Hermandad, se hallaban presentes el padre Ottavio M. Laino, Postulador general, el padre Taras Yeher y otros miembros de la Comunidad religiosa que custodia dicha Basílica.

Desde esta Real Hermandad, nuestro agradecimiento al Señor Obispo de Málaga por presidir dicha celebración, a la Orden de los Mínimos por recibir y custodiar la imagen de la Virgen de la Victoria, a don Salvador Aguilera por impulsar y llevar a cabo esta iniciativa y a Raúl Berzosa por su generosidad.

La Patrona de Málaga en una Basílica en Roma
Etiquetado en: